lunes, 20 de octubre de 2008

CUANDO Y CON QUIEN MENOS TE LO ESPERAS

INTRODUCCIÓN (I)

Esta es la historia de una chica que se enamoró profundamente y que estaba decidida a darlo todo por la persona que amaba, pero que se dio cuenta de que no valía la pena. No se puede dejar nada por amor. Amar debe ser el complemento de la vida. Nadie que te ame te pedirá que renuncies a nada, porque si lo hace, realmente no te ama.
El amor no tiene barreras, ni obstáculos, ni puede ser motivo de renuncia. Quien te ama no te puede pedir que renuncies a algo porque si lo hace, verdaderamente no te ama. El amor es el complemento, un complemento que hace que te ilusiones y te diviertas, que despiertes con alegría, que sientas ganas de vivir, sonreír, llorar, gritar.... Un sentimiento que a mí particularmente cada vez que me enamoro hace que la nariz se me entapone y los moquillos me caigan sin querer. Ay! Esos instantes en los que sientes esa sensación, te gustaría que no terminaran nunca. Pero ya ves, el amor, igual que llega y aparece, también se va. Cuando te enamoras no piensas que mañana puede terminar, ni tampoco cuanto tiempo durará. Si lo pensáramos tal vez algunas personas no se enamorarían para después no tener que sufrir. Pero en esta vida, todo empieza y termina. Esa es la ley, y el amor también se rige por esa norma.
No puedo expresar a veces esos sentimientos que me martillean y que hacen que mi cabeza tenga una empanada tan grande que tal vez no sepa diferenciar lo real de lo irreal. Cuando te interesa una cosa, la interpretas de la forma que te interesa. Tu lo ves así y así crees que lo es, pero en realidad es diferente y en el fondo lo sabes, lo que pasa es que no lo aceptas. Qué cierto es aquel dicho que leí un día no sé dónde “el amor es ciego pero los vecinos no”.
Basta ya de tonterías. No sé por qué he empezado a disertar sobre el amor de esta forma. Si lo único que pretendo es escribir un libro. Sí, un libro que hable de amor, que pretenda hacer ver cómo lo entiendo yo, o cómo lo entendí en ese momento en el que me enamoré de ella. Hay que ver, nunca pude pensar que me pasara eso a mí. Tal vez porque no entraba en mis planes, esquemas y mucho menos en mi pensamiento.
Un libro en el que el lector descubra que a veces nos metemos en unos berenjenales de los que es difícil salir. Y en los que tenemos o podemos dar una solución a un conflicto que nos atormenta, pero tal vez por falta de valentía no se haga a tiempo. Quizás sea por el miedo a perder a la persona amada. Pero al final... bueno, el final a su debido tiempo.
Poco a poco se entenderá lo que quiero decir. Qué complicado es hacerle ver a la persona que quieres que está equivocada y que tú en el fondo lo que realmente quieres es que sea feliz. Porque para mí el que ama, lo que pretende es que la persona que ama sea feliz. Y no importa si termina o no contigo. Lo importante es que viva la vida, la disfrute y sea feliz. Porque si realmente lo es, tú también serás. Pero no pude conseguir que abriera los ojos. Y espero y deseo también que algún día los abra. Y espero que ese día no sea demasiado tarde. Muchas veces piensas que si pudieras echar la vista atrás, cambiarías muchas cosas. La verdad es que sí que cambiaría algunas. No en general mi forma de actuar, porque pienso que actué de la mejor forma. Hice lo correcto la mayoría de las veces, aunque en un momento determinado no hice lo que debería haber hecho y eso tal vez es lo que aún hoy en día me reconcome. Y siempre pensando más en ella que en mí. Porque en el amor, creo que el que ama no le importa entregarlo todo. Siempre, claro está, sin humillarse. Aunque a veces es tan difícil, que incluso llegas hacerlo y no te das cuenta.
Cada día te repites y sigues repitiéndote que te quiere, porque te lo dice. Pero el amor se demuestra con hechos no con palabras. Es tan fácil decir te quiero, pero y ¿demostrarlo? Creo, que es más complicado. Yo lo hice, estoy segura, con hechos y con palabras. Y la verdad es que no me arrepiento. Ella siempre lo hizo de palabra y las palabras se las lleva el viento, aunque siempre las recuerdes. Y lo que duele, en el fondo, son las excusas que se ponen para no afrontar la realidad. También la falta de valentía para romper con los hábitos, sobre todo sabiendo que esa conducta en la que estás inmersa no te conduce a nada. Más si cabe, cuando como persona te anula y no te deja ser cómo tú quieres ser. Y duele y sigue doliendo que sus ojos sigan cerrados a una vida que no conduce a nada. Una vida resignada que cree que es la que le ha tocado vivir, a pesar de que si quisiera, podría romper con ella y empezar otra, que sin duda alguna, sería mucho mejor de la que está viviendo. Pero la solución aunque la tenga no se la puedo dar. Ella es la que debe tomarla, porque es dueña de su vida, y pensar que es por su propio bien. Por lo más hermoso que tenemos, la vida. Ojalá algún día despierte y se de cuenta de que hay otra forma de vivir, otra forma de disfrutar la vida.

8 comentarios:

lylo dijo...

Me alegro muchísisimo de que hayas empezado a escribir la nueva novela de verdad! Además soy la primera en comentarla jeje, a Tanais le va a dar rabia y todo!Con cariño Tanais, ya se que tu eres la fan número uno, yo me confromaré con el segundo puesto! ;) si la autora me lo permite claro...

Esero impaciente el próximo capítulo, como siempre!

Besitossss!!

Tanais dijo...

Pues si, ojala algun dia se de cuenta y q como tu dices no sea demasiado tarde.
Que bien que te hayas decidido a escribirla!

Lylo: pero como me va a dar rabia q escribas tu el primer comentario mujer...ayyyyyy, muaks!!!!

Lun@ dijo...

Gracias Suassi por tu regalo, por seguir aquí.
Que razón tienes en todo lo que vas expresando, me identifico con tu "alter ego".
Me hablas en voz alta y me sacas de mi.
Un beso.
Te sigo....

tortuguita dijo...

Buen principio. Pinta bien. Te seguiré de cerca, como siempre!!!

Ahora yo también me planteo escribir "un algo", me has dado envidia cochina, pero soy una vaga...las palabras se teclean en mi mente (con ruiditos y todo), pero no acaban de plasmarse en la pantalla...

Por cierto, no recordaba el título de la novela, pero muy acertado, jajajaja (el del beso, digo!).

Que tengas buen día, y a tus lectoras, ídem de ídem!!!!!

Un beso soleado como el día que hace hoy por el perejil!!!!

JD dijo...

oleee te hemos convencido!!! Me alegro mucho de que te hayas decidido a ahcerlo aqui me tendras enganchaga. Gracias por tu coment
un beso

pequeño desastre dijo...

Estoy tan de acuerdo con las cosas que dices del amor... ains... que sale mi vena pastelona y no puede ser!!! xD

Seguiré leyéndote a ver dónde nos llevas!! =)

Besicos ^^

Suassi dijo...

Bueno, pues aquí está la nueva novela. De esta tengo escritos menos capítulos, pero bueno, supongo que me tendré que poner las pilas para seguir escribiéndola.
Gracias por los comentarios.

Espero que os guste, tanto o más que la otra!

Besets

Canby dijo...

bueno pues veremos la catalogacion de esta jijiji.Besos