miércoles, 29 de febrero de 2012

Cuándo y como decir a tu familia que eres lesbiana

Es complicado tomar la decisión de decir que eres lesbiana o gay. Es complicado decirselo a tus amigos pero creo que mucho más decirselo a tus padres. Cuándo debes hacerlo. Creo que primero hay que tener claro si se quiere decir o no. Yo siempre he tenido claro de cuándo lo iba a decir. Tenía claro que iba a ser una vez tuviera pareja, y que mientras no la tuviera no diría nada. Y así ha sido. Pero una vez con novia la cosa cambiaba. Así que tan sólo tenía que elegir el momento adecuado para soltarlo.
La verdad es que soy una persona impulsiva, aunque cada vez intento reprimir esos impulsos que a veces me llevan a cometer "locuras" de las que a veces me arrepiento y otras no. Pero en esa ocasión, fue ese impulso el que me movió a liberarme. En varias ocasiones le había dicho a mi novia que quería decirselo a mis padres. Ella me dijo que no hacía falta, que no les dijera nada.
Pero llegó ese día y se dio el momento y las circunstáncias eran las ideóneas. Y entonces lo aproveché. Lo recuerdo perfectamente, recuerdo perfectamente que era sábado y 15 de agosto. El ambiente era muy cálido, creo que hacía tiempo que no lo era tanto. Y no me refiero al meteorológico, ese era demasiado caluroso. No, me refiero al que había a la hora de la comida. Porque sí, hablábamos mis padres y yo de forma, muy cálida. No sé, y entonces me rondó una idea por la cabeza. Así que cuando terminamos de comer le dije a mi madre que si subía a la cocina que le quería decir una cosa. Mi madre subió pero se fue al baño. Y en ese momento me entraron los nervios!!!! Madre míaaaa!!! El corazón me explotaba y pensaba, se lo digo no se lo digo, sí, no. Y bueno, cuando salió me preguntó qué querías decirme. Así que me armé de valor y le dije ahora o nunca. Le dije que se sentara y que estuviera tranquila. Entonces me dio por llorar, joer, y también había perdido la voz!!! Así que con el hilillo que me quedaba intenté decirselo. Entre tanto mi madre se estaba asustando. No sé, que les pasa a las madres que se ponen en el peor de los casos. La mía pensó que tenía cáncer o algo por el estilo. y me dijo "me estás asustando". Y le dije, con ese hilillo que me quedaba de voz entre sollozo y sollozo, que era lesbiana. Se quedó paradada, sorprendida porque no se lo imaginaba. Y después me soltó que qué iba a decir la gente. Así que le dije que me daba igual. Que yo seguía siendo la misma, que no cambiaba nada en mi vida porque me gustaran las mujeres en vez de los hombres. Entonces, tomé carrerilla y le dije que tenía novia y que además era casi veinte años menos que yo, y después le dije quien era. Uff, mi madre creo que no se lo podía ni creer. Pero después me abrazo con todas sus fuerzas y me dijo lo mucho que me quería. Lo único que me pidió es que mi padre (que por aquel entonces estaba pachuchito) no lo supiera. Así que és el único de mi familia que no lo sabe. Y después deseé con locura decirselo a mi novia. Y lo hice, me fui a buscarla al trabajo y cuando salió, se lo dije.
Así que os aconsejo, a las que estéis pensando en cómo hacerlo. Que siempre llega el momento justo, la oportunidad, o se dan esas circunstancia que lo hacen posible. En mi caso se dieron. Así que la aproveché.
No sabéis después el gusto que da ir a comer a casa de tus padres y que tu novia pueda ir contigo. Que sean las navidades y que tu novia pueda estar compartiendo mesa y mantel el día de nochebuena con los tuyos. Porque el mismo derecho tenía yo a compartir mi felicidad y mi familia que mis hermanos con mis cuñados.

5 comentarios:

Tanais dijo...

me alegro infinito, una madre nos quuiere por encima de todo :D

Suassi dijo...

Sí, la verdad es que sí!!! Tenemos suerte!!!!

Cindy Uñapillco dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

Si tienen que entenderte y apoyarte sobre todo

Anónimo dijo...

Hola soy karina. Y bueno soy lesbiana pero me da miedo decircelo a mi madre xq es demasiada enojada que hago como le digo ayudenme xfavor